La rutina de baño para tu bebé

Encontrando la rutina de baño para tu bebé recién nacido

  • 1
    Ve a tu propio ritmo.

    Si el primer baño para tu bebé parece demasiado para ti y para tu pequeño, no tienes que apresurarte en hacerlo. Un bebé recién nacido no necesita un baño de inmediato, por lo que puedes hacer lo que mejor le funcione a ambos. Si les gusta estar en el baño, eso es genial, pero también hay otras opciones, como explica Junaid, empleado de Baby Dove y padre de tres hijos: "Tuvimos al bebé en nuestras manos y vertimos agua en la mano de mamá, para que pudiéramos controlar el temperatura del agua”

  • 2
    Una alternativa sencilla.

    Hasta que te sientas lista  para poner a tu pequeño en el agua, puedes mantenerlo cómodo con una toalla y tratar de lavarle la cara, el cuello, las manos y la parte inferior. "A veces, todo lo que necesitas para mantener la delicada piel de tu bebé limpia es agua y algodón ", dice Emily, mamá de una niña

  • 3
    Cuidado cálido y suave.

    Cuando sea el momento adecuado para el primer baño, intenta mantener la habitación caliente y la temperatura del baño a  37 grados. Para limpiarlo,  si su piel está seca, utiliza productos  que sean suaves y seguros para recién nacidos, como el jabón liquido humectación sensible Baby Dove. Este, contiene  nutrientes esenciales que ayudan  a reponer la humectacion en la piel del bebé que se pierde durante el baño ", dice la experta en investigación y desarrollo de Baby Dove y madre de tres hijos, Bindu

  • 4
    La rutina posterior al baño.

    Cuando terminas el primer  baño de tu bebé , puedes respirar aliviado y reflexionar que no fue tan desafiante como habías pensado. Quizás te estarás preguntando qué hacer a continuación para concluir con el baño y consolar a tu pequeño. "Caliente la toalla del bebé y déjela lista", aconseja Craig, padre de un recién nacido. “Cuando sale del baño, puede calentarse y sentirse cómodo rápidamente”. Puede terminar hidratando e incluso probando un masaje con una crema humectante que sea suave para la delicada piel del recién nacido, como la crema corporal humectación sensible Baby Dove.

  • 5
    En cuanto a la hora del día.

    Aunque podría pensar de manera diferente, en realidad no hay reglas para la hora del baño del bebé. Desde el momento en que llega tu bebé, depende de ti  la frecuencia con la que los bañas y cuándo hacerlo, aunque puede ser un poco más fácil si no están demasiado cansados, hambrientos o llenos. Algunos padres prefieren que sea parte de la rutina de la noche, pero Laura, madre de dos hijos,prefirió hacer  esta rutina por la tarde  y le funcionó: "Cuando mis bebés nacieron, los bañé a media mañana cuando estaban más alertas y más descansados"