Skip to content
Baby Dove qué hace que nuestros productos sean distintos


¿Por qué los productos para bebés Baby Dove son distintos?

Cada bebé es único, al igual que su piel. “Para mantener la piel del bebé con aspecto sano, se requiere mucha más atención que con los niños mayores o con los adultos”, dice la Dra. Zilda, dermatóloga pediatra y madre de dos niños.

Desde la barra Dove Beauty Bar 60 años atrás, nos hemos dedicado a mejorar nuestros productos para nutrir, reponer y proteger la piel con suavidad. Hemos usado nuestra experiencia en el cuidado de la piel para cuidar de la piel de todas las edades. Si nos preguntas, los mejores productos para bebé están formulados para darle a tu pequeño el cuidado para la piel superdelicada que necesita. Por esto, los productos Baby Dove son creados de otro modo.

 Es importante evitar los limpiadores que pueden quitarle a la delicada piel del bebé sus nutrientes naturales, proteínas y lípidos, lo que puede provocar sequedad; en especial, si tu pequeño tiene piel propensa a la dermatitis atópica o al eccema de bebé. Nuestra línea Baby Dove está especialmente formulada para restaurar los nutrientes esenciales de la piel y ayudar a la piel del bebé a conservar su humedad natural. Todos nuestros productos para la piel del bebé trabajan en conjunto para ir más allá de la suavidad y humectar, nutrir y proteger la barrera natural de la piel.

Nuestra línea no es como cualquier jabón para bebé común. Cada producto es hipoalergénico y nuestros jabones líquidos y champús para bebés son sin lágrimas. Desde nuestra loción para bebé hasta nuestro jabón líquido para bebé y champú para bebé, cada producto es tan suave como es posible para la delicada piel de tu pequeño.

Sin embargo, nuestros limpiadores suaves, como Baby Dove Rich Moisture Hypoallergenic Wash y Baby Dove Rich Moisture Hypoallergenic Baby Bar, sí aportan algo que otros productos para la piel del bebé no ofrecen: nutrientes 100 % naturales de la piel. Con tecnología DEFI, el complejo limpiador extrasuave de Dove, ácido esteárico (un lípido natural de la piel) y ¼ de crema humectante, reponen los nutrientes esenciales de la piel que se pueden perder durante el baño y restauran el equilibrio de la delicada piel del bebé.