Tu bolsa de compras ()

Cálculo del envío e impuestos al finalizar la compra

Ver bolsa
Dove Secretos de limpieza

Secretos de la piel: una guía para el cuidado de la piel en el baño y en la ducha

Descubrir lo que funciona para tu piel no siempre es fácil. 

Algunos días te despiertas luminosa, otros tienes que lidiar con piel grasa o seca, y no siempre es claro por qué. Hay que ocuparse de la piel mucho más de lo que te imaginas, pero con la ayuda de estos tips de baño y secretos de limpieza de la piel, sabrás más acerca de lo que necesita y a qué se debe. 

  • 1

    Tu piel se renueva por sí misma.

    Tu piel se renueva a a sí misma más o menos una vez al mes, reemplazando la capa exterior con nuevas células jóvenes. Las células viejas que quedan pueden cubrir a las nuevas, impidiendo que tu cutis se vea radiante. Por suerte, una limpieza corporal exfoliante ayuda a remover esas células. Prueba nuestro Gentle Exfoliating Body Wash para dejar tu piel más suave después de cada baño

  • 2

    Descubre tu tipo de piel.

    Grasa, propensa al acné, seca… hay una razón por la cual es tan importante saber qué tipo de piel tienes: si un producto no es el adecuado para ti, no será efectivo. Por supuesto, algunos tipos de piel necesitan más cuidado, así que si tienes la piel sensible, prueba Dove Sensitive Skin Foaming Body Wash para una nutrición suave

  • 3

    Conoce el lado bueno de la grasa.

    El sebo (esa grasa que produce tu piel) tiene su reputación. Puede conducir a poros tapados y acné, pero también ayuda a prevenir que tu piel se deshidrate e irrite, así que no es del todo malo. Las Barras de Belleza Dove, como nuestra clásica White Beauty Bar, tienen limpiadores suaves y 1/4 de crema humectante para un equilibrio nutritivo que no seca tu piel como otros jabones comunes

  • 4

    Más es menos.

    Suena tentador probar cada nuevo producto en el mercado de inmediato, pero espera un poco. La clave es usar unos pocos y selectos que nutran, en vez de muchos al mismo tiempo en tu piel tan delicada. Mantén tu rutina de ducha sencilla, tu belleza natural saldrá a la luz

  • 5

    Haz la prueba.

    Si tu piel es sensible, vale la pena testear los productos antes de añadirlos a tu rutina, como nuestro Sensitive Skin Body Wash, especialmente formulado para piel fácilmente irritable. Haz la prueba cutánea, que consiste in aplicar el producto en un área pequeña de tu piel por al menos 24 horas. Si no es para ti, pronto lo sabrás y mantendrás bien y feliz a tu piel

  • 6

    Tu rutina perfecta: escucha a tu piel.

    Romper con tu rutina finalmente se siente increíble, pero conforme madura tu piel, sus necesidades pueden adaptarse. Por ejemplo, el que una vez fue tu mejor o favorito gel corporal para piel seca puede no ser ya tan efectivo. Está todo bien, no temas escuchar a tu piel y probar cosas nuevas de vez en cuando. Se trata de encontrar qué es lo que funciona para ti, no importa qué sea