Leidy, 22, Modelo y licenciada en educación preescolar

El vitíligo de Leidy empezó a los 9 años, desde esa edad todos le decían que existían cremas y remedios para que disminuyeran sus manchas e incluso recurrió a algunos médicos para lograrlo. 

“Ellos le decían desde muy pequeña que podía curar las marcas del vitiligo para 'ponerse más linda', ella dice que es  la parte favorita de su cuerpo son las marcas que la acompañan siempre”.
@DoveCO

Pero en realidad ella no vio esto como un problema, ya que el amor propio y el apoyo de su familia la ayudaron a tomar el vitíligo como algo normal. Un día después de conocer la historia de la primer modelo con vitíligo Winnie Harlow, sintió el impulso para avanzar con su carrera como modelo, que hace unos años había empezado pero que había dejado a un lado.  

Así que se llenó de confianza y la retomó para demostrar que no existen los estereotipos y que no hay límites que la detengan para hacer lo que le gusta.

Actualmente Leidy ha trabajado para varias campañas y apoya aquellas que transmiten el  empoderamiento de las mujeres por aceptarse como son.