Dove ¿Cómo obtener piel más firme?

6 pasos para una piel firme y fabulosa

Una piel bella y firme tiene el poder de transformar no solamente cómo nos vemos sino cómo nos sentimos. En serio, si pudiéramos revivir ese sentimiento de salir del spa cada vez que salimos de casa, con la piel radiante, firme y nutrida, lo haríamos. Por suerte puedes obtener piel firme en casa con la crema corporal correcta y unos cuantos tips

  • 1

    Devuélvele a la piel su elasticidad.

    Intenta pincharte la piel sobre la mano para ver si regresa a su forma original. Con el tiempo la piel puede perder elasticidad y dejar de volver a su forma original, en algún momento puede necesitar ayuda. La crema corporal Dove Firming mejora la firmeza devolviéndole esa elasticidad

  • 2

    Acorta la ducha.

    Tu piel contiene una barrera de lípidos que le ayuda a protegerse a sí misma pero una exposición prolongada al agua podría dañarla. Una ducha rápida y refrescante con agua tibia te ayudará a prevenir que se derrita esa barrera, ayudándola a proteger ese escudo que guarda la huumedad de tu piel. La piel hidratada es una piel firme y entera

  • 3

    Comer bien.

    Todos sabemos que lo que comes y bebes puede afectar la salud de tu piel. Prueba incluir en tu dieta alimentos ricos en vitaminas como el salmón, brócoli y almendras para asegurarte de que estás recibiendo todos los nutrientes que tu piel necesita para sentirse increíble

  • 4

    Escoge una nueva fragancia.

    Usar tus manos para untarle a tu cuerpo cremas corporales es una experiencia agradable y sensorial por sí misma. Para hacerla aún más lujosa, prueba una crema humectante que también huele delicioso. La crema corporal Dove Purely Pampering Karité y Vainilla le dará a tu piel toda la nutrición que necesita y le dejará un aroma placentero

  • 5

    La hidratación es la clave.

    La clave para devolverle elasticidad y firmeza a la piel es la hidratación. La crema corporal Dove Intensive se mezcla con tu piel dejándola humectada, lisa y suave

  • 6

    Protégete del sol.

    Los rayos UV que emite el sol conllevan fotoenvejecimiento y daño que causa la pérdida del colágeno (el cual mantiene tu piel entera y firme). Usar un FPS, cubrirte del sol o mantenerte en la sombra durante las horas más fuertes te ayudará a mantener tu piel firme y lisa más tiempo