No Más metas inalcanzables

No Más metas inalcanzables

Haz 5 propósitos realistas para tu autoestima en 2015.

 

Cada vez que se acerca el fin de año nuestra autoestima se enfrenta a la misma escena: una hoja de papel de libreta sobre el escritorio, vacía, y un lapicero esperando a que lo tomemos con la mano y comencemos a escribir nuestra lista de propósitos para el año que viene.

 

Es un momento complicado. Empezamos siempre pensando en los propósitos que habíamos hecho para este año, de los cuales –como siempre- sólo pudimos cumplir la mitad. Y entonces sentimos venir el golpe directo hacia nuestro amor propio. Comenzamos a sentirnos mal por no haber hecho todo lo que habíamos planeado. No salimos a trotar tantas veces como habíamos prometido. Tampoco bajamos la cantidad de kilos que queríamos y mucho menos logramos viajar a todos los destinos que nos habíamos trazado en el mapa. Ah, y el marranito de barro que queríamos llenar de monedas para ahorrar mucho dinero, no llegó vivo a la mitad del año, porque lo rompimos para comprarnos esos zapatos que nos traían locas. Tampoco conocimos al amor de nuestra vida y pensamos que fuimos nosotras las que fallamos de nuevo.

 

Entonces comenzamos otra vez el ciclo: con la autoestima golpeada, agarramos el lapicero y empezamos a escribir propósitos para el año que viene. Y volvemos a redactar cosas como tener la boda que siempre hemos soñado, dejar de comer chocolate y ser millonarias.

 

Seguimos sin darnos cuenta de que todo lo que ponemos en esa lista nos va a terminar haciendo sufrir, hiriendo nuestra autenticidad, por otro año consecutivo.

 

Entonces la cuestión es, si hacemos propósitos sólo para sentirnos frustradas y bajar nuestra autoestima, ¿por qué no aprendemos a ponernos metas más realistas, que en vez de aplastarnos puedan disparar nuestro amor propio y motivarnos para alcanzarlas?

 

Pues eso es justamente lo que aprenderemos hoy: cómo hacer una lista con 5 metas realistas para el 2015. Son metas llenas de conciencia y sensatez, así que vamos a tomar nota para que el próximo año podamos romper ese ciclo de sueños sin cumplir.

 

Propósito realista # 1: No prometas adelgazar demasiados kilos, sino lo necesario para llegar a tener una figura que te haga sentir feliz y segura de ti misma.

 

Propósito realista # 2: No prometas que vas a hacer ejercicio o a ir al gimnasio todos los días del año. Promete que vas a planear una rutina de actividades deportivas, espirituales y sociales que te motiven a mejorar tu calidad de vida.

 

Propósito realista # 3: No prometas que vas a tener el carro que sueñas. Promete que vas a comenzar un plan de ahorro, mes a mes, con una suma razonable, para poder comprarlo dentro de un tiempo.

 

Propósito realista # 4: No prometas que vas a conquistar al amor de tu vida. Promete que vas alimentar tu alma para sentirte tan bien contigo misma, que termine siendo él quien quiera conquistarte a ti.

 

Propósito realista # 5: No prometas que vas a cumplir todos estos propósitos. Prométete que te vas a seguir queriendo mucho así no logres alcanzarlos todos.